image


A lo largo de la historia la sociedad ha sido siempre controlada por un poder vertical, que en sus diferentes variantes, nunca ha demostrado ser válido para garantizar el bienestar de todos los que la componen.

Nos encontramos en un momento de incertidumbre ante una crisis económica, cuyas dimensiones y posibles consecuencias son desconocidas por la mayoría de nosotros. Como ciudadanos, percibimos falta de transparencia por parte de las clases políticas e intuimos que seremos principalmente la sociedad civil, los que sufriremos más duramente sus consecuencias, como ha ocurrido siempre en el devenir de la historia.


Nuestro proyecto va dirigido a encontrar nuestro valor como individuos para comprobar el propio poder y conectarlo entre todos a modo de red.
¡Algo absolutamente nuevo puede emerger!

El nuevo poder de la sociedad civil

¡Forma parte! 
 

Enlaces Relacionados
    
Blogs Amigos
    

 



Crisis económica, una oportunidad para el cambio
  Inicio  >  Hacia la madurez social
24



Bajo el crujido intermitente de los disparos en la Ciudad Vieja, aparecen los ojos de Ahmed.

Mohammed, su padre, le pide que nos salude. Pero Ahmed permanece en silencio, sonriendo y con su mirada clavada en nuestros ojos.

La Ciudad Vieja, en el corazón de Alepo, es un laberinto de callejuelas diminutas, mezquitas y portalones que esconden patios fabulosos. Este rincón del mundo ha sido habitado sin interrupción durante los últimos 5.000 años. A su alrededor se levanta una enorme ciudad de autovías y monótonos bloques de hormigón.

Alepo floreció como uno de los nodos comerciales de la Ruta de la Seda, el punto intermedio entre Mesopotamia y el Mediterráneo. Su zoco medieval, el mercado cubierto más grande del mundo, ha sido durante siglos un lugar de encuentro saturado por el bullicio de vendedores y paseantes.

Hoy Alepo es una ciudad partida a la mitad por una línea de combate que la divide de noreste a sudoeste.

El aire ha perdido su delicioso aroma de especias y se ha convertido en un áspero hedor a viviendas calcinadas. La Ciudad Vieja es un desierto de silencio sólo rasgadado por los disparos de francotiradores durante el día y los zambombazos de la artillería cuando cae la noche.

La tiendecita que regenta Mohammed es una de las pocas que todavía quedan abiertas en el barrio. Muchos de los residentes en la Ciudad Vieja huyeron al comenzar los combates. Otros, como Mohammed, no pueden permitírselo. “¿De dónde saco el dinero para pagar el viaje a mi familia?”

Aunque la capital está en Damasco, Alepo es la ciudad más poblada de Siria y, junto a su región, representa el 60% de la economía del país. El régimen de Al Assad sabe que si quiere sobrevivir no puede permitirse perder esta ciudad. Aquí está empleando las unidades más poderosas de su ejército. Los bombardéos aéreos con cazas MiG son una macabra rutina diaria desde hace meses. Para los rebeldes, la victoria también requiere el control de Alepo y a sus calles han llegado unidades desde todos los rincones del país.

En Alepo se luchará hasta la última gota de sangre. Y como ocurrió en Berlín, Stalingrado o Sarajevo, la guerra en una zona urbana se ha convertido en una carnicería de civiles.

Ahmed continúa sonriéndo sin apartar su mirada de nuestros ojos. Ni siquiera la insistencia de su padre ha logrado romper su silencio. Pero un instante antes de que podamos despedirnos, patea su balón y desaparece persiguiéndolo por una de las infinitas callejuelas de la Ciudad Vieja.

"Éste es para mí el más bello y el más triste paisaje del mundo. [...] Es aquí que el principito apareció en la tierra, y luego desapareció.

Miren con atención este paisaje para estar seguros de reconocerlo [...] Y si llegan a pasar por allí, les suplico que no se apuren y que esperen un poco, justo bajo la estrella. Si entonces se les aproxima un niño, si ríe, si tiene cabellos dorados, si no responde cuando se lo interroga, podrán adivinar de quién se trata. Entonces sean amables y no me dejen tan triste: escríbanme pronto para decirme que ha regresado."

(Antoine de St. Exupéry, El Principito)

 

Actions: E-mail | Permalink | Comments (1) RSS comment feed |
Compártelo
Agregar 'Retazos de Alepo en guerra' a Del.icio.us Agregar 'Retazos de Alepo en guerra' a digg Agregar 'Retazos de Alepo en guerra' a menéame Agregar 'Retazos de Alepo en guerra' a Technorati Agregar 'Retazos de Alepo en guerra' a Google Bookmarks Agregar 'Retazos de Alepo en guerra' a Live-MSN Agregar 'Retazos de Alepo en guerra' a FaceBook Agregar 'Retazos de Alepo en guerra' a Twitter

Post Rating

Comments

jafanshen
# jafan shen
viernes, 11 de diciembre de 2015 8:30
Due to all those replicate wrist watches tag heuer replica are available in different kinds, you can take a look at numerous prior to a person spend on buying a good distinctive view. Actually in case you are not intending on buying a good distinctive Rolex, you can advantages of purchasing the Rolex Datejust Look-alike. When you experience an elegant design as well as hublot replica sale prefer to alter upward your own jewellery as well as wrist watches, purchasing look-alike wrist watches is actually lots less complicated in your wallets compared to buying unique wrist watches. Consequently, you need to buy numerous for that worth of the genuine view as well as change all of them upward along with your clothes or even mainly in line with the replica watches sale event or even exercise you're salad dressing with regard to. Purchasing a replicate view additionally removes the danger associated with shedding your own view or even the actual fear associated with determining it's been lost. These types of wrist watches do not add some similar higher cost since the unique wrist watches, as well as for this reason truth they may be merely rolex replica watches changed in the event that they are dropped, lost, or even damaged. Replicate wrist watches really are a fantastic choice stylistically as well as monetarily.

Post Comment

Sólo pueden enviar comentarios los usuarios registrados.
Agenda

    
Temas                        
    
Autores
Alberto D. Fraile Oliver (4)
Alfredo Astort (2)
Andrea Sydow (1)
Angel Luis Alonso (48)
Aníbal Covaleda (2)
Anna Mercadé (2)
Anónimo (1)
Antonio de Miguel (1)
Arnau Rebés (1)
Arturo Escartín (1)
Axelle Vergés (2)
Betzie Jaramillo (1)
Blanca Muñoz (2)
Carles Nebgen (20)
Carlos Guerrero (2)
Carlos Sánchez (29)
Carmen Cayuela (17)
Carolina T. Godina (6)
Casimiro López (3)
Chus Santisteban (10)
Congreso de la Sociedad Civil (2)
Conxita Tarruel (2)
Cristina Andreu (3)
Cristóbal Cervantes (32)
Daniel Alarcón Zwirnmann (1)
Daniel Zaragoza (5)
Eduardo Martínez (1)
Eduardo Vidal (8)
Maria Oliver (46)
Eric Jökin (2)
Esther Ibañez (173)
Fady Bujana (2)
Felipe G. Coto (1)
Ferran Caudet (1)
Francisco Rubiales (4)
Gabriel Gutierrez (27)
Gabriela Germain (4)
Germán Pinto (7)
Gloria Rebolledo (2)
Gonzalo Aliaga (1)
Henry Fuerniss (2)
Ignacio S. León (1)
Ignasi Alcalde (2)
Jaime Izquierdo (1)
Javier Monserrat (4)
Javier Arias (5)
Javier Cejudo (1)
Javier Segura (1)
Joan Martí (6)
Joaquim Braulio (3)
Jordi Pigem (6)
Jorge Arráez (2)
Jorge Ramos (8)
José María Hernández (29)
José Carlos García Fajardo (1)
Josep Crusellas (1)
Josep Puig (1)
Juan Carlos Ferrando (4)
Juan Trigo (34)
Julian Prieto (1)
Kico (5)
Koldo Aldai (29)
Lali Valls (6)
Mª Dolors Oller (3)
Manuel Ángel García (1)
M.Vilaseca (2)
Manuel Delgado Ruiz (1)
Miguel Á. Ortega (5)
María Rodríguez (2)
Mario Conde (1)
Marisol Ramoneda (1)
Rafael J. Rodriguez Sanchez (2)
Mesas de Covergencia ciudadana (1)
Miguel A. Delgado Gonzalo (3)
Miguel Angel Múgica (3)
Miguel Haag (2)
Nacho Rivera (25)
Oliver Style (1)
Pere Feliu (6)
Gabriel Fernandez (12)
Principia Marsupia (10)
Rafael Cobo (1)
Sagrario Alia (1)
Sagrario Arana (25)
Santiago Salcedo (2)
Santiago Villar (36)
Sebastian Corradini (1)
Sergio González (18)
Toni Pons (4)
Vicenç Fulcarà (2)
Jose Luis Montes (2)
Walter Trujillo (3)
Xavi Martín (59)
Yago Sobrevías (1)
    
Fechas