image


A lo largo de la historia la sociedad ha sido siempre controlada por un poder vertical, que en sus diferentes variantes, nunca ha demostrado ser válido para garantizar el bienestar de todos los que la componen.

Nos encontramos en un momento de incertidumbre ante una crisis económica, cuyas dimensiones y posibles consecuencias son desconocidas por la mayoría de nosotros. Como ciudadanos, percibimos falta de transparencia por parte de las clases políticas e intuimos que seremos principalmente la sociedad civil, los que sufriremos más duramente sus consecuencias, como ha ocurrido siempre en el devenir de la historia.


Nuestro proyecto va dirigido a encontrar nuestro valor como individuos para comprobar el propio poder y conectarlo entre todos a modo de red.
¡Algo absolutamente nuevo puede emerger!

El nuevo poder de la sociedad civil

¡Forma parte! 
 

Enlaces Relacionados
    
Blogs Amigos
    

 



Crisis económica, una oportunidad para el cambio
  Inicio  >  Hacia la madurez social
13



El PP obtuvo su triunfo en las elecciones generales del pasado día 20 de noviembre gracias a la mentira. Sobran las referencias y las pruebas, todos las conocemos. Mi pregunta es la siguiente: ¿Es lícito ganar unas elecciones generales mintiendo a la ciudadanía? ¿Cuál es la legitimidad de esos resultados? ¿Es suficiente la excusa de la herencia recibida para dar un giro de 180º en lo prometido, durante más de cuatro años, y durante la campaña electoral? ¿Somos los españoles tan lelos, para ser objeto de tal artimaña?

Unas elecciones, son el mayor acto de participación permitido a los ciudadanos en cualquier democracia. Es ésta la base fundamental de un sistema de libertades, donde los deberes y los derechos quedan definidos, donde las reglas de juego están también definidas. Es el proceso donde el poder del pueblo se traspasa al ganador. El pueblo da su confianza a aquellos que considera van a mejorar su situación social, económica y política. Pero, ¿y si le han mentido? ¿Y si el pueblo ha sido objeto de una burda maquinación, de un claro y soez engaño? ¿Qué puede hacer ese pueblo? ¿Cuál ha de ser su respuesta? ¿Ha de poner cara de tonto y esperar cuatro años? ¿No puede exigir nuevas elecciones? ¿Quién lo ha de decidir?

Si la mentira ha sido utilizada para la victoria en esas elecciones, ¿Se obtiene, a través de la mentira, la potestad para hacer lo que les venga en gana? ¿Es suficiente la mentira para hacerse con el poder que el pueblo otorga? Obviamente, Sí. Es el caso del PP. Otra cuestión será la credibilidad de quienes, utilizando la mentira, obtienen la confianza de los ciudadanos. Y si no tienen credibilidad alguna, ¿dónde está la soberanía del pueblo? ¿No tiene la soberanía popular defensa ante tanta mentira? A la trágala.

En unas elecciones, sean del nivel que sean, algo se miente, siempre. La formación política optante a la elección, promete una serie de temas que conforman su proyecto para la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos a los que va destinada. Alguno, en concreto, no será realizado. Alguno. Y eso, pase. Pero ¿Y cuándo son todos los prometidos? Cuando ninguno de ellos se sostiene nada más alcanzar el poder, ¿qué se puede hacer? Cuando, encima, esas mentiras van contra los intereses ciudadanos, cuando éstos ciudadanos asisten sobrecogidos al desmantelamiento de los derechos conseguidos durante décadas. Cuando esas mentiras nos conducen a situaciones precarias y de pobreza. Cuando todas las medidas van focalizadas a la destrucción del estado del bienestar del ¿Soberano pueblo?

De haberse presentado diciendo la verdad de cuál sería su política, de seguro no habrían ganado las elecciones. ¿Dónde está, pues, la legalidad de su triunfo? EN LA MENTIRA.

Y si hay quien miente en tales menesteres, ¿En qué no mentirán? ¿Cuál no será la tergiversación y la manipulación de lo que les interese?  De lo alto en bajo, todos a mentir, que el mundo funciona, de cojones, gracias a la mentira. ¡Así nos va!

 

Publicado en: Hacia la madurez social
Email del autor: jmariahp@gmail.com

Actions: E-mail | Permalink | Comments (9) RSS comment feed |
Compártelo
Agregar 'Mienten, siempre han mentido' a Del.icio.us Agregar 'Mienten, siempre han mentido' a digg Agregar 'Mienten, siempre han mentido' a menéame Agregar 'Mienten, siempre han mentido' a Technorati Agregar 'Mienten, siempre han mentido' a Google Bookmarks Agregar 'Mienten, siempre han mentido' a Live-MSN Agregar 'Mienten, siempre han mentido' a FaceBook Agregar 'Mienten, siempre han mentido' a Twitter

Post Rating

Comments

German  Pinto
# German Pinto
martes, 13 de marzo de 2012 7:49
Ahora te enteras que mienten para ganar unas elecciones?pues chico reciclate un poco,eso es mas viejo que el mundo es mundo,mienten en todo,aqui,en Europa y en todo el mundo mundial,lo que pasa que como dijo aquel:una mentira dicha 1000 veces se convierte en verdad a ojos de la gente.....la dictadura pepera está exhultante!!sigue tomandonos por imbeciles....
Esther Ibáñez
# Esther Ibáñez
martes, 13 de marzo de 2012 23:27
El sistema político actual esta cáduco, ya no nos sirve. Nos hemos dado cuenta de que no vivimos realmente en democracia, pero los ciudadanos en su conjunto no pretenden cambiarlo. Todo el mundo sabía que unos y otros nos estaban engañando con falsas promesas electorales porque siempre ha sido así, pero la mayoría de las personas no pueden imaginar otro sistema, ni se siente capaz de exigirlo o de crearlo. Supongo que esto es así porque muchos comprenden que pidiéndolo, saliendo a la calle o con huelgas generales no vamos a conseguir nada y la violencia no le apetece a nadie. Solo queda un camino y este es utilizar el poder que aún tenemos de momento. Quizás dentro de unos años ya no lo tengamos. Si como ciudadanos no actuamos conjuntamente con el único objetivo de mostrar nuestro poder dañando al sistema, no nos van a hacer caso nunca.
Me reitero, pero la única solución que veo es dañar a los bancos, ya que estos son los que tiienen poder sobre los políticos. Retirar nuestros depósitos y llevarlos a la banca ética, pagar todo lo que podamos en efectivo, evitando así que los bancos se lleven las comisiones por pagar con tarjeta.
chus
# chus
miércoles, 14 de marzo de 2012 8:44
No te contradigo, JoseMari, al contrario. Pero creo que voy asimilando, incluso ya sin desencanto, que lo tengo gastado, que la política es una carrera profesional, y que está triunfando el modelo italiano y griego, sobre todo en los grandes partidos, sin distinción de colores y nacionalismos. Incluso creo que el PP es más sincero en esto, porque mienten cada vez que hablan y lo asumen con una perfecta naturalidad y sin vergüenza alguna. Incluso se han quejado de que no les han concedido los "100 días de cortesía" esos, cuando no han esperado ni uno para empezar a mentir en el poder.
Y es que la mentira es una forma de vida en este país. Por eso creo que tienen un cierto margen importante de respaldo en las urnas y no les afecta tanto como a sus contrincantes, que tienen un seguimiento idealista que ha reaccionado contra la mentira y por desencanto.
¿Será que se vota a unos dirigentes mentirosos y corruptos porque así se justifica la propia mentira y la propia corrupción? ¿Hasta qué punto está integrado en la cultura social y profesional el modelo italiano y griego, la naturalidad de la hipocresía, "si ellos mangan, ¿por qué no yo?"
Creo que hay mucha gente que prefiere la mentira a la verdad, prefiere la especulación y la calumnia de la crítica superficial unilateral y volcarse en el forofismo bipolar, (ser antimadridista o antibarça por encima de la verdad y apelando a la ignominia y a la insidia como un derecho de autodefensa.)
Incluso hay mucha gente que, directamente, no quiere que le cuenten la verdad, sino que les cuenten mentiras, mentiras que se quieran creer, que se eligen creer, y por cierto, en nombre de la soberanía.
Pero no se dan cuenta de que la mentira, tarde o temprano, es un perro loco que te muerde la mano, aunque le des de comer. Mirad el miedo que están empezando a dar los bancos a sus propios clientes. A ver quien se cree ahora un nuevo producto de inversión o ahorro, después de las barbaridades y los robos que se están produciendo, bastante silenciados por una prensa que se entrega a cualquier otro tipo de escándalos.
Creo que queda el consuelo de tratar de vivir cada uno su propia verdad, de buscarla en su propia vida y entorno, y defenderla para uno, más que para una colectividad soberana que no acaba de responder a la mentira que le bombardea, en parte porque la asimila, en parte porque la compra y le gusta, en parte porque tiene miedo, miedo a que la verdad le libere, miedo al futuro y olvido del presente, un presente que se puede vivir con dignidad y con verdad cotidiana. Quizá el cambio tiene que empezar por aquí.
José María Hernández
# Jose María Hernández
miércoles, 14 de marzo de 2012 9:51
Chus, aunque nos parezca lo contrario, hoy hay una mayor consciencia en todos nosotros. Contamos con unos medios de comunicación ajenos a la manipulación de los poderosos. No estaría bien que aquello en lo que avancemos lo guardemos para nosotros mismos. Debemos compartir, debatir, descubrir al enemigo y combatirlo. La cuestión no es sólo de un país, todo el planeta está inmerso en el desencanto y la apatía. Hay que elevar nuestras voces de rebeldía contra una situación que no queremos. Al principio fue una gota. Tenemos que seguir aportando nuestros pensamientos, nuestras ideas de que otro mundo es posible. Al final será un mar.
chus
# chus
miércoles, 14 de marzo de 2012 20:54
¡Y aquí estamos en ello, Jose Mari! Es la apuesta válida, la expansión de la conciencia y el refinamiento crítico del debate.
Angel Luis Alonso
# Angel Luis Alonso
jueves, 15 de marzo de 2012 10:08
Buenos días a todos.
¿Concrétamente dónde está la mentira?¿En la subida del irpf?
En España se ha votado dos veces a un sinverguenza que, en mi opinión, debía estar enjuiciado y encarcelado junto a sus gobiernos. ¿Es mentira reducir las retribuciones a los banqueros intervenidos?¿Es mentira reducir las retribuciones a los altos cargos en un 35%?¿Es mentira la necesidad de reducir la Administración del Estado?¿Es mentira que los anteriores han dejado un país arruinado, y sin dinero para inversiones públicas?¿Es mentira que ahora a España se la "mira" internacionalmente, cuando antes era despreciada?¿Es mentira que al Gobierno saliente, incluido zp, se le han retenido las indemnizaciones porque ni siquiera eso lo habian presupuestado?¿Es mentira que se crea una Ley (se que es insuficiente) para la dación en pago?¿Es mentira que este gobierno SI se está enfrentando a los bancos?¿Es mentira que algo que hemo criticado un millon de veces, el techo del gasto, se ha legislado por fin, acabando con la fiesta zapateril?¿Es mentira acabar con la deuda de instituciones a proveedores?¿Es mentira reducir la empresa pública que sea deficitaria, o como en muchas, duplique a la administración?¿Es mentira la desverguenza de los sindicatos en la mani del 11M, mayor bajeza moral no existe?¿Es mentira que ahora rb ataque a un gobierno a causa de sus propias políticas (inaudito)? ¿Donde está la mentira? Porque criticar por criticar, es fácil. Pero argumentar es algo mas difícil. Y no se puede decir que es mentira algo que "parece que van a hacer", sino a los hechos. Y lo que se ha hecho hasta ahora, personalmente me parece cabal, dada la situación.
No me gusta la reforma laboral. Es cierto. Beneficia a puestos de trabajo menos cualificados de grandes empresas y a muy pequeñas empresas. Es ideal para las pymes y profesionales, porque aumenta la competitividad de la empresa y la indispensabilidad de un puesto cualificado. No es justo (yo lo veo a mi alrededor) que una empresa con 10 trabajadores en la actual situación de crisis, no pueda despedir a tres para mantener a 7, porque no cuenta con liquidez para estos despidos, y al final tenga que hacer un cierre patronal y dejar a diez en la calle, mas del drama del empresario que lo pierde todo (Ojo, no estoy hablando de grandes empresas, sino de pequeñas industrias y pymes que son la mayoría en España).
Tampoco me gusta la subida del irpf. Aunque he de reconocer que dada la mentira (esa SI es una mentira) del déficit del anterior gobierno, se hacía necesaria una mayor recaudación y menor gasto (ambas se están haciendo), y se hace con justicia social, es decir, pagan mas los que mas cobran.
Opino en términos generales que se está cambiando el ambiente pesimista que teníamos. Que se están haciendo mejoras estructurales que nos llevarán a una mejor situación.

En el artículo sólo he leido que nos han mentido. No dice en que y porque, ni las causas, ni las consecuencias ni a quien beneficia o perjudica, si era necesario o no. En los pos, tampoco.
La conclusión que saco es : "Como es el PP, hay que atacarlo como sea, y son malos por naturaleza, sin estudiar y/o argumentar razones". Tal y como se ha hecho puntualmente con las políticas del anterior gobierno, y las hemos debatido aquí. Lo primero que se ha de decir, y es condición inexcusable para razonar, es que estamos donde estamos y como estamos, gracias a un gobierno que durante 7 años y medio ha sido un completo inepto irresponsable, con políticas de chabacano bananero. Y que solucionar tales disparates, ni es fácil ni es rápido. ¿Se le puede pedir a éste gobierno que solucione los cinco millones de parados en tres meses? ¿y todas las políticas disparatadas como por ejemplo, el "regalo" de una bombilla de bajo consumo a cada español, como una medida "estrella" contra la subidas de las electricas? Es que, es tan subrrealista, que ....
Si ahora se están tomando medidas, algunas dolorosas, es porque se deben tomar. Hay dos caminos, uno el de Islandia (ojalá se hubiera tomado ese). Otro es por el que vamos, y me parece que no es mal camino.
chus
# chus
jueves, 15 de marzo de 2012 22:36
EL NAUFRAGIO DEL PRESTIGE:

Ejemplos de un político "responsable":

---------------------
"La marea no va a llegar a las Rías Bajas" ( Mariano Rajoy 21 de noviembre)

"Afecta a una parte importante de La Coruña, pero no es una marea negra”. (Mariano Rajoy.23 de noviembre)

“A una profundidad de 3.500 m. y a dos grados de temperatura, el fuel estaría en un estado sólido, por lo que, en principio, el combustible no se verterá" (Mariano Rajoy.24 de noviembre)

“En estos momentos, la estructura se encuentra deformada. Hay planchas dobladas hacia adentro. Se piensa que el fuel está aún enfriándose, salen unos pequeños hilitos, los que se han visto, hay en concreto cuatro regueros que se han solidificado con aspectos de plastilina en estiramiento vertical. Debe salir de alguna de las grietas. Están los técnicos estudiando que significa eso". (Mariano Rajoy.5.12.02)

“Hay un fluido en la zona de proa que es difícil de cuantificar “(Mariano Rajoy. 6 de Diciembre)
------------------------------------

Que los despidáis bien y con salud...

Angel Luis Alonso
# Angel Luis Alonso
viernes, 16 de marzo de 2012 9:31
Hay diferencias que marcan los tiempos.
En el desastre del Prestige (estamos de acuerdo que se tomaron decisiones equivocadas), en noviembre de 2001, dada la magnitud de la misma, se comenzaron a conceder y pagar ayudas en enero de 2002, en mayo del mismo año, se comenzaron a recibir las indemnizaciones, y en julio se aprobaron en el Parlamento éstas indemnizaciones, creándose ademas lo que se llamó el Plan Galicia para dinamizar la zona, por las pérdidas causadas por el desastre. No fué todo perfecto, pero se trabajó en intentar paliar en la medida de lo posible los efectos del desastre.
Otro caso. En el incendio de Guadalajara, en el que murieron 11 personas (en el prestige no murió nadie), se ha intentado tapar por todos los medios las responsabilidades políticas. Nadie ha recibido un sólo euro de indemnización ni se han creado planes para mejorar o repoblar o lo que sea en la zona. No hay nadie en la carcel. Nadie ha pagado políticamente. 11 muertos. Y no pasa nada. ¿Barreda? No tiene responsabilidad ¿no?.
Desastres diferentes, verdades y mentiras diferentes.
Kalix
# Kalix
viernes, 16 de marzo de 2012 12:11
El único momento en que un político dice la verdad es cuando acusa a su oponente polítco de mentir.

Post Comment

Sólo pueden enviar comentarios los usuarios registrados.
Agenda

    
Temas                        
    
Autores
Alberto D. Fraile Oliver (4)
Alfredo Astort (2)
Andrea Sydow (1)
Angel Luis Alonso (48)
Aníbal Covaleda (2)
Anna Mercadé (2)
Anónimo (1)
Antonio de Miguel (1)
Arnau Rebés (1)
Arturo Escartín (1)
Axelle Vergés (2)
Betzie Jaramillo (1)
Blanca Muñoz (2)
Carles Nebgen (20)
Carlos Guerrero (2)
Carlos Sánchez (29)
Carmen Cayuela (17)
Carolina T. Godina (6)
Casimiro López (3)
Chus Santisteban (10)
Congreso de la Sociedad Civil (2)
Conxita Tarruel (2)
Cristina Andreu (3)
Cristóbal Cervantes (32)
Daniel Alarcón Zwirnmann (1)
Daniel Zaragoza (5)
Eduardo Martínez (1)
Eduardo Vidal (8)
Maria Oliver (46)
Eric Jökin (2)
Esther Ibañez (173)
Fady Bujana (2)
Felipe G. Coto (1)
Ferran Caudet (1)
Francisco Rubiales (4)
Gabriel Gutierrez (27)
Gabriela Germain (4)
Germán Pinto (7)
Gloria Rebolledo (2)
Gonzalo Aliaga (1)
Henry Fuerniss (2)
Ignacio S. León (1)
Ignasi Alcalde (2)
Jaime Izquierdo (1)
Javier Monserrat (4)
Javier Arias (5)
Javier Cejudo (1)
Javier Segura (1)
Joan Martí (6)
Joaquim Braulio (3)
Jordi Pigem (6)
Jorge Arráez (2)
Jorge Ramos (8)
José María Hernández (29)
José Carlos García Fajardo (1)
Josep Crusellas (1)
Josep Puig (1)
Juan Carlos Ferrando (4)
Juan Trigo (34)
Julian Prieto (1)
Kico (5)
Koldo Aldai (29)
Lali Valls (6)
Mª Dolors Oller (3)
Manuel Ángel García (1)
M.Vilaseca (2)
Manuel Delgado Ruiz (1)
Miguel Á. Ortega (5)
María Rodríguez (2)
Mario Conde (1)
Marisol Ramoneda (1)
Rafael J. Rodriguez Sanchez (2)
Mesas de Covergencia ciudadana (1)
Miguel A. Delgado Gonzalo (3)
Miguel Angel Múgica (3)
Miguel Haag (2)
Nacho Rivera (25)
Oliver Style (1)
Pere Feliu (6)
Gabriel Fernandez (12)
Principia Marsupia (10)
Rafael Cobo (1)
Sagrario Alia (1)
Sagrario Arana (25)
Santiago Salcedo (2)
Santiago Villar (36)
Sebastian Corradini (1)
Sergio González (18)
Toni Pons (4)
Vicenç Fulcarà (2)
Jose Luis Montes (2)
Walter Trujillo (3)
Xavi Martín (59)
Yago Sobrevías (1)
    
Fechas