image


A lo largo de la historia la sociedad ha sido siempre controlada por un poder vertical, que en sus diferentes variantes, nunca ha demostrado ser válido para garantizar el bienestar de todos los que la componen.

Nos encontramos en un momento de incertidumbre ante una crisis económica, cuyas dimensiones y posibles consecuencias son desconocidas por la mayoría de nosotros. Como ciudadanos, percibimos falta de transparencia por parte de las clases políticas e intuimos que seremos principalmente la sociedad civil, los que sufriremos más duramente sus consecuencias, como ha ocurrido siempre en el devenir de la historia.


Nuestro proyecto va dirigido a encontrar nuestro valor como individuos para comprobar el propio poder y conectarlo entre todos a modo de red.
¡Algo absolutamente nuevo puede emerger!

El nuevo poder de la sociedad civil

¡Forma parte! 
 

Enlaces Relacionados
    
Blogs Amigos
    

 



Crisis económica, una oportunidad para el cambio
  Inicio  >  Espiritualidad
18

Hemos recibido un nuevo mensaje de Megumi desde Japón para pedirnos un favor, "quizá el último", dice. Lo reproducimos traducido a continuación. Megumi vive en Tokio y es traductora, habla cinco idiomas (japonés, inglés, francés, español y hebreo). En estos momentos está colaborando como voluntaria de traductora para varias ongs internacionales en la zona del desastre en Japón. Su "Carta urgente desde Japón" que publicamos ayer en el blog ha tenido una gran difusión, gracias:

Todas vuestras voces de amor y apoyo están llegando aquí. He leído todos vuestros mensajes, pero siento no poder responder a cada uno personalmente. Todos sentimos que estáis con nosotros.
Gracias.
Gracias.

Queridos amigos,

Tengo otro favor que pediros.

Desde anoche empezamos a reunirnos entre amigos a las 21h en Japón para orar y meditar.

Creo en el poder de la meditación y la oración.

Es la forma más fácil y más poderosa para conectarnos a todos.

Hay dos puntos en los que nos podemos enfocar. En primer lugar, NO nos centramos en la desdicha personal. Nos centramos en sanar a toda la humanidad, en toda la existencia y todo el planeta Tierra. En segundo lugar, nos centramos en transformar la ultranegativa energía radiactiva en la ultrapositiva energía del amor .

La energía no se destruye, pero puede transformarse.

En la práctica, esto es lo que hacemos: en primer lugar, abrimos nuestro corazón. A continuación, visualizamos a la Tierra cubierta con luz dorada que entra en toda existencia individual hasta que la Tierra comienza a brillar por sí misma, y rezamos para que una sustancia de hielo azul enfríe el reactor nuclear y lo convierta en la cosa más bella que cada uno pueda imaginar. (¡Un amigo lo transformó en una hermosa rosa roja!)

Podéis hacerlo de otro modo, pero es importante centrarse en lo mismo a cada momento.

Incluso si no cree en ello, por favor, inténtalo. Quedan muy pocas cosas que se puedan hacer y una de las mejores es ésta.

No sé cuánto tiempo nos queda, pero como dijo Martin Luther King: "Aunque el mundo se fuera a acabar mañana, todavía hoy plantaría un árbol". Y esta es mi manera de plantar el árbol. Por favor, únete a nosotros!

A las 14h (hora española), durante 15 minutos.

Me dicen que ahora mismo me vaya del país o hacia el sur de Japón. Pero siento que estoy en el lugar adecuado en el momento adecuado.

Por favor, envía la convocatoria de esta oración/meditación a tus amistades. ¡¡Gracias!!

Con amor,

Megumi

Publicado en: Espiritualidad, Acción
Email del autor: espiritualidad@gmail.com

Actions: E-mail | Permalink | Comments (10) RSS comment feed |
Compártelo
Agregar 'Nueva carta desde Japón de Megumi Miyata' a Del.icio.us Agregar 'Nueva carta desde Japón de Megumi Miyata' a digg Agregar 'Nueva carta desde Japón de Megumi Miyata' a menéame Agregar 'Nueva carta desde Japón de Megumi Miyata' a Technorati Agregar 'Nueva carta desde Japón de Megumi Miyata' a Google Bookmarks Agregar 'Nueva carta desde Japón de Megumi Miyata' a Live-MSN Agregar 'Nueva carta desde Japón de Megumi Miyata' a FaceBook Agregar 'Nueva carta desde Japón de Megumi Miyata' a Twitter

Post Rating

Comments

German  Pinto
# German Pinto
viernes, 18 de marzo de 2011 7:30
Gracias Cristobal por traducirla y colgarla aqui y gra cias a Megumi por las cartas y su sabiduria y a todas las Megumis que resisten en medio del caos absoluto ,su ejemplo nos deberia emocionar y desde luego yo y creo que todos en éste blog estamos con ella y apoyaremos dentro de nuestras capacidades y formas distintas a su pueblo.
chus
# chus
viernes, 18 de marzo de 2011 9:08
Para quien no tenga experiencia formal o no se sienta afín a este tipo de actividades meditadoras o sanadoras, o todo lo que tenga que ver con "rezar", etc., o sienta cualquier tipo de prejuicio o bloqueo, o desconfianza, o desilusión, no importa. No importa.
Lo que importa es que, cuando menos, que exprese, o que deje que se exprese en si mismo el deseo de ayuda, en forma de cariño o afecto, o amor, o lo que sea, hacia Megumi y sus compañer@s japoneses. Dejar que salga ese sentimiento y esa energia como a uno le sea dado, y tener en mente que eso mismo, de una forma o de otra, lo están haciendo otros seres también, están compartiendo, lo mismo que están compartiendo angustia y pena, también están compartiendo un deseo de ayuda que puede expresarse de forma positiva y eficaz.
Por lo demás, que menos que acceder, aunque sea a nuestro aire, a la petición de Megumi. No obstante, los detalles de lo que plantea merecen la pena seguirse. La luz dorada como energía una y unificadora y la luz azul sobre Fukushima en particular.
Abrazos luminosos de luz dorada y azul para todos y para, más que nunca, el Pais del Sol Naciente.
chus
# chus
viernes, 18 de marzo de 2011 9:13
Me ha llegado un correo de una amigadecorazón californiana, con el título "Japón, vale la pena compartirlo." Ahí va:

Querid@s amig@s: este es un e-mail de la amiga de una amiga presente en Japón:

Describe emotivamente la forma en que la gente se está comportando en el curso del desastre. Este tipo de crónica personal tiene más valor que mucho de lo que los medios están informando.

“Hola querida familia y amigos,

Ante todo quiero agradeceros vuestra preocupación. Estoy muy emocionada. También quiero disculparme por un mensaje tan genérico, pero en este momento, parece la mejor forma de que os llegue a todos.

Las cosas aquí en Sendai han sido bastante surrealistas, pero me siento bendita de tener maravillosos amigos que me están ayudando mucho. Como mi cabaña no se merece ya ni ese nombre, estoy ahora en casa de amigos. Compartimos cosas como el agua, el alimento y un calentador de queroseno. Dormimos alineados en una habitación, comemos a la luz de las velas y compartimos historias. Resulta cálido, amistoso y maravilloso.

Durante el día nos ayudamos a limpiar todo el desorden de nuestros hogares. La gente se sienta en sus autos, viendo las noticias en las pantallas de sus navegadores, o se ponen a la fila para beber agua cuando la fuente está abierta.
Si alguno tiene agua corriente en casa, ponen una señal, para que la gente pueda venir a llenar sus diversos recipientes.
Me asombra que no haya ni altercados ni empujones en las filas. La gente mantiene abierta la puerta de su casa, ya que es más seguro cuando se produce un terremoto. La gente dice “Oh, es como en aquellos tiempos en el que todo el mundo ayudaba a todo el mundo.”
Siguen los temblores. Ayer noche tembló durante 15 minutos. Las sirenas son constantes y los helicópteros nos sobrevuelan a menudo.
Anoche tuvimos agua en casa unas pocas horas, y ahora, durante medio dia. La electricidad volvió esa tarde, el gas aún no. Pero todo por áreas. Algunos tienen, otros no. Nadie se ha lavado desde hace días. Nos sentimos guarrillos pero ahora tenemos problemas mucho más importantes. Me encanta este “depilado” de lo no esencial, el vivir completamente en el nivel del instinto, de la intuición, del cariño, de lo que se necesita para sobrevivir, no solo para mi, sino para todo el grupo.

Concurren extraños universos paralelos en las casas trastornadas en diversos sitios, en algunas cuelga la ropa, en otras, banderolas blancas… La gente en las filas del agua y de los alimentos, algunos pasean a sus perros, todo aconteciendo al mismo tiempo…

Otros toques inesperados de belleza son, para empezar, el silencio de la noche. No hay coches, las calles están vacías. Y los cielos nocturnos están salpicados de estrellas, allí donde habitualmente solo podía ver una o dos, pero ahora, el cielo está lleno.

Las montañas de Sendai son sólidas, y con el aire fresco podemos ver sus magníficas siluetas recortadas sobre el cielo

Y los japoneses son maravillosos. Todos los días voy a mi cabaña, y ahora que vuelvo para enviar este e-mail, ya que ha vuelto la electricidad, me he encontrado con agua y comida a la entrada. Ni idea de quien la puso, pero ahí está. Ancianos con sombreros verdes van puerta por puerta para ver si todo está bien. La gente se dirige a los demás, completos desconocidos, para ver si necesitan ayuda. No veo signos de miedo. Resignación, si, pero ni rastro de miedo o pánico.

Nos dicen que podemos esperar réplicas e incluso temblores mayores, durante un mes o más, y sentimos constantes ruidos, temblores, movimientos, rumores. Soy afortunada de vivir en una zona de Sendai algo elevada, algo más sólida que otras, por lo que es mucho mejor que otras zonas. Anoche un amigo de mi marido vino del pais, trayendo agua y comida. De nuevo bendita.

De algún modo, en estos momentos, entiendo desde la experiencia directa que se está dando sin lugar a dudas un enorme paso evolutivo en todo el mundo, justo ahora mismo. Y a medida que experimento los eventos que están transcurriendo en Japón, puedo sentir mi corazón completamente abierto. Mi hermano me preguntaba si me siento empequeñecida por lo que está pasando. No lo estoy. Más bien me siento como parte de algo que está pasando que es mucho mayor que yo misma. Esta ola de renacimiento (mundial) es dura, pero magnífica.

Gracias de nuevo por vuestra preocupación y vuestro Amor.
Con Amor, para todos vosotros.”











Carolina
# Carolina
viernes, 18 de marzo de 2011 9:39
Gracias Chus por compartir esta carta. Realmemte la manera de los japoneses de afronatr esta situación es admirable, esa serenidad y la cooperación, que casi sin mediar palabra parece que se organizan de modo natural y espontáneo para ayudarse los unos a los otros.

Me ha conmovido cuando nos dice que al volver a su cabaña alguien le había dejado comida y agua en la entrada... ¿que más se puede añadir?
carmen cayuela
# carmen cayuela
viernes, 18 de marzo de 2011 20:00
Dos cartas preciosas. Esa mirada de Sendai es reconfortante, transmite aliento y esperanza. Gracias Cristóbal y Chus por compartirlas.

La lectura de este artículo http://amazings.es/2011/03/14/conociendo-como-funciona-un-reactor-nuclear/ me ha ayudado a desprenderme de las “visiones apocalípticas” de los últimos días, es muy sencillo.

También este vídeo filmado ayer en Tokio muestra una realidad distinta a la que nos cuentan. http://www.youtube.com/watch?v=-fnxHICZZvA

En la web hay muchas denuncias de la manipulación desinformativa de los medios, en vez de generar un debate social sobre nucleares con información de calidad, están magnificando escenarios catastróficos, titulares que afectan a las emociones más primarias, no al corazón ni a la razón sino al miedo ¿qué persiguen?
Carolina
# Carolina
viernes, 18 de marzo de 2011 20:20
A mi lo que me da miedo no es una explosión nuclear, que se que no habrá, lo que debe ocuparnos, creo, es la emisión de radiación a la atmósfera, ese es el peligro de las nucleares junto a la pervivencia de elevados niveles de radiación de los deshechos de las nucleares que se desmantelan y que mantienen la radiactividad durante 100000 años.

Si hay explosión no será nuclear, sería una explosión de gran intensidad, pero no como una bomba atómica que es lo que mucha gente teme. Lo que debemos atender en mi opinión es el peligro de que no consigan controlar la temperatura de los núcleos y entonces se empiece a liberar de un modo aún más alarmante la radiactividad que contiene el núcleo.

Si no hay muros de contención con que proteger el núcleo ni se consiguiera refrigerar entonces lo tendríamos chungo. No nos llevemos a engaño, el peligro es real y es el de la liberación de la radiactividad, no es ser catastrofista ni tener delirios apocalípticos, si la energía nuclera fuera baladí y fácilmente controlable no habría tanta necesidad por parte de políticos y de algunas instituciones de insistir en sus grandes sistemas de seguridad y demás.

Con ello quiero decir que tal vez haya gente que al entender que no habrá una explosión nuclear se calmen, pero es que el tema de Fukushima y de cualquier otra central no es si explota o no, si no que un fallo grave en su funcionamiento implica el riesgo de fuga radiactiva... este es el tema, no digo que tengamos que hacernos el haraquiri, pero no por que no vaya a haber explosión nuclear podemos respirar tranquilos, porque es otro el peligro y sigue ahí.
carmen cayuela
# carmen cayuela
viernes, 18 de marzo de 2011 20:35
Recogida de firmas de Ecologistas en acción en apoyo al pueblo japonés y contra la energía nuclear.

http://www.ecologistasenaccion.org/article20130.html
(Hay que validar la firma)
Carolina
# Carolina
viernes, 18 de marzo de 2011 21:10
Gracias por los enlaces Carmen.
maria oliver
# maria oliver
sábado, 19 de marzo de 2011 21:31
Gracia cristobal y Chus por estas cartas, si, excelentes... como dice carlonina: qué mas se puede pedir ue, en nustro caso, haberlas leido?
Gracia Carmen por los enlaces
chus
# chus
lunes, 21 de marzo de 2011 0:15
Curioso que la cosa se haya enfriado coincidiendo con la tarde después de la meditación...

Post Comment

Sólo pueden enviar comentarios los usuarios registrados.
Agenda

    
Temas                        
    
Autores
Alberto D. Fraile Oliver (4)
Alfredo Astort (2)
Andrea Sydow (1)
Angel Luis Alonso (48)
Aníbal Covaleda (2)
Anna Mercadé (2)
Anónimo (1)
Antonio de Miguel (1)
Arnau Rebés (1)
Arturo Escartín (1)
Axelle Vergés (2)
Betzie Jaramillo (1)
Blanca Muñoz (2)
Carles Nebgen (20)
Carlos Guerrero (2)
Carlos Sánchez (29)
Carmen Cayuela (17)
Carolina T. Godina (6)
Casimiro López (3)
Chus Santisteban (10)
Congreso de la Sociedad Civil (2)
Conxita Tarruel (2)
Cristina Andreu (3)
Cristóbal Cervantes (32)
Daniel Alarcón Zwirnmann (1)
Daniel Zaragoza (5)
Eduardo Martínez (1)
Eduardo Vidal (8)
Maria Oliver (46)
Eric Jökin (2)
Esther Ibañez (173)
Fady Bujana (2)
Felipe G. Coto (1)
Ferran Caudet (1)
Francisco Rubiales (4)
Gabriel Gutierrez (27)
Gabriela Germain (4)
Germán Pinto (7)
Gloria Rebolledo (2)
Gonzalo Aliaga (1)
Henry Fuerniss (2)
Ignacio S. León (1)
Ignasi Alcalde (2)
Jaime Izquierdo (1)
Javier Monserrat (4)
Javier Arias (5)
Javier Cejudo (1)
Javier Segura (1)
Joan Martí (6)
Joaquim Braulio (3)
Jordi Pigem (6)
Jorge Arráez (2)
Jorge Ramos (8)
José María Hernández (29)
José Carlos García Fajardo (1)
Josep Crusellas (1)
Josep Puig (1)
Juan Carlos Ferrando (4)
Juan Trigo (34)
Julian Prieto (1)
Kico (5)
Koldo Aldai (29)
Lali Valls (6)
Mª Dolors Oller (3)
Manuel Ángel García (1)
M.Vilaseca (2)
Manuel Delgado Ruiz (1)
Miguel Á. Ortega (5)
María Rodríguez (2)
Mario Conde (1)
Marisol Ramoneda (1)
Rafael J. Rodriguez Sanchez (2)
Mesas de Covergencia ciudadana (1)
Miguel A. Delgado Gonzalo (3)
Miguel Angel Múgica (3)
Miguel Haag (2)
Nacho Rivera (25)
Oliver Style (1)
Pere Feliu (6)
Gabriel Fernandez (12)
Principia Marsupia (10)
Rafael Cobo (1)
Sagrario Alia (1)
Sagrario Arana (25)
Santiago Salcedo (2)
Santiago Villar (36)
Sebastian Corradini (1)
Sergio González (18)
Toni Pons (4)
Vicenç Fulcarà (2)
Jose Luis Montes (2)
Walter Trujillo (3)
Xavi Martín (59)
Yago Sobrevías (1)
    
Fechas