image


A lo largo de la historia la sociedad ha sido siempre controlada por un poder vertical, que en sus diferentes variantes, nunca ha demostrado ser válido para garantizar el bienestar de todos los que la componen.

Nos encontramos en un momento de incertidumbre ante una crisis económica, cuyas dimensiones y posibles consecuencias son desconocidas por la mayoría de nosotros. Como ciudadanos, percibimos falta de transparencia por parte de las clases políticas e intuimos que seremos principalmente la sociedad civil, los que sufriremos más duramente sus consecuencias, como ha ocurrido siempre en el devenir de la historia.


Nuestro proyecto va dirigido a encontrar nuestro valor como individuos para comprobar el propio poder y conectarlo entre todos a modo de red.
¡Algo absolutamente nuevo puede emerger!

El nuevo poder de la sociedad civil

¡Forma parte! 
 

Enlaces Relacionados
    
Blogs Amigos
    

 



Crisis económica, una oportunidad para el cambio
  Inicio
03

Hace ya tiempo que voy viendo cómo el sistema de 5 elementos en el que se basa la Medicina Tradicional China (MTC) se adapta estupendamente a la hora de analizar las dinámicas propias de entornos sociales y organizativos. Su filosofía conlleva una percepción sistémica en el que la naturaleza y los seres vivos -y los humanos no somos excepción-, evolucionamos, formulamos y expresamos nuestras emociones y motivos siguiendo el ritmo natural pautado por las estaciones. Se entiende así que la vida está regulada por un gran calendario o mandala orgánico. La estructura de este mandala nos la encontramos en lo mayor –en la naturaleza viva en su conjunto- y en lo menor –en empresas y organizaciones; en nuestro cuerpo y nuestra vida; en la sociedad; etc-. De este modo, la evolución de los asuntos humanos, enmarcados en el paisaje mayor del que forman parte, sigue el ritmo de las estaciones. No evoluciona igual una decisión o un proyecto en primavera que en otoño; no evoluciona igual una relación iniciada en verano que en invierno. Somos sensibles a los momentos, a las estaciones, al día y a la noche. Personas y organizaciones evolucionamos dentro de ese paisaje mayor llamado sociedad, el cual, por otro lado, es afectado por un marco todavía más mayor que nos engloba a todos y a todas las cosas: desde cómo crece una planta a cómo evoluciona una empresa y las personas que en ella participan.

Según la MTC, el año se divide en 5 estaciones que se corresponden con los 5 sentidos y con los 5 sistemas de órganos. Son 5 momentos-fuerza que dan lugar a que en cada elemento del paisaje –países, comunidades, personas, empresas, proyectos- se reproduzca una determinada cualidad. Así, pues, cada estación reactiva un elemento, el correspondiente sistema de órganos, las emociones asociadas a cada uno de ellos, los asuntos que esas emociones estimulan y, en las empresas, los departamentos que ejercen funciones equivalentes a las de los órganos en el cuerpo. Si ese órgano, función, asunto o departamento padeciesen de alguna disfunción, ésta se haría más evidente durante la estación que lo reactiva. Así, pues, el Todo formado por personas, empresas, organizaciones y culturas se ve afectado por un gran biorritmo, el cual, a escala, también es perceptible en cada una de las piezas de ese Todo.

A modo de adelanto, y procurando no extenderme demasiado, diré que, según el sistema en el que se ampara la MTC, el año está formado por 5 estaciones que tienen una duración de unos dos meses y medio cada una. Así, pues, la primavera (elemento Madera), que abarca el periodo comprendido entre mediados de marzo y final de mayo, reactiva el sistema hígado-vesícula; el verano (elemento Fuego), que abarca desde final de mayo hasta mitad de agosto, el sistema corazón-intestino delgado; la llamada quinta estación (elemento Tierra) -entre mediados de agosto y finales de octubre- se relaciona con el sistema bazo-páncreas-estómago; el otoño (elemento Metal) –entre finales de octubre y principios de enero-, reactiva el sistema pulmón-intestino grueso; y, finalmente, el invierno (elemento Agua)–desde enero hasta mediado marzo, el sistema renal. Como el cuerpo humano funciona como una empresa -puesto que busca prosperar, economizar, reestablecer, completar y equilibrar-, se podría también decir que una organización –la propia vida personal, la familia, una empresa o la sociedad misma- también lo hace siguiendo ritmos y pautas orgánicas que están activas en la naturaleza. La fisiología de las funciones respectivas que ejecutan los órganos en el cuerpo humano y departamentos análogos en las empresas guardan una similitud sorprendente, a la vez que su evolución sigue las pautas de ese gran biorritmo global que es el ciclo anual tal y como lo entiende la MTC.

Siguiendo el hilo de lo dicho hasta ahora, y haciendo uso de equivalencias, similitudes y metáforas, que es de lo que trata este libro, podríamos convenir que el sistema hepático se correspondería con la función formativa que podemos localizar en contextos sociales. En el hígado organizativo estarían representadas actividades y profesiones relacionadas con la formación, las escuelas, las universidades, la innovación, la creatividad, el coaching, la psicología, la pedagogía, etc. En nuestra vida personal, el elemento Madera está representado en la capacidad para soñar, inventar, crear, progresar y emprender.

El sistema cardíaco se relaciona con las juntas directivas y con la dirección de cada departamento en las empresas y, en general, con el liderazgo, las decisiones, el coraje, el honor, principios, valores y autoestima personal. En el ámbito personal, la cualidad del elemento Fuego se percibe en la consistencia de nuestras decisiones y en la capacidad para generar credibilidad y confianza ante los demás y ante nosotros mismos.

El sistema bazo-páncreas-estómago, con la productividad, logística, administración, contabilidad, transporte, provisiones, compras y ventas, economía y sistema financiero en general. En el plano individual, el elemento Tierra se percibe en nuestro sentido práctico y productivo, en cómo gestionamos nuestra economía y nuestra salud.

El sistema pulmonar, con el marketing, publicidad, argumentos; con la imagen con que se nos ve, con las relaciones externas, con nuestro lugar en el mercado y en la mente de las personas: con la imagen corporativa. En la esfera personal, el elemento Metal tutela nuestra sociabilidad y nuestra capacidad para compartir intereses y ampliar vínculos.

El sistema renal –regulador del sistema óseo y cuyo meridiano incluye el oído- guarda relación con la historia, el pasado, las estructuras que permanecen; con la experiencia acumulada, con la cultura de la empresa y, también, con las relaciones internas en el seno de la organización (o de la familia), auditorías, selección de personal, transmisiones y herencias. En el ámbito individual, el elemento Agua guarda relación con lo que hemos tomado de nuestros padres en cuanto a valores y rasgos de nuestra personalidad y, también, con la profundidad de nuestros pensamientos y emociones.

Pero lo interesante viene ahora. Resulta que los dos episodios más recientes relacionados con lo que se está conviniendo en llamar “crisis económica” han tenido lugar durante la quinta estación, la que reactiva el bazo-páncreas colectivo: el sistema financiero global. A partir de mitad de agosto y hasta finales de octubre transitaremos otra vez por ella. Prestemos atención a lo que pueda suceder. Si durante el tiempo que ha mediado desde el año pasado a éste, se han aplicado las rectificaciones acertadas podría ser que no ocurriera nada. Sería una buena señal que así fuese. Sin embargo, si la terapia aplicada es infructuosa, volveremos a tener otro episodio similar al tenido en las últimas quintas estaciones.

Y ahora, aprovechando que han llegado hasta aquí, les notifico que tengo listo (a falta de algunas modificaciones que estoy ultimando) un libro sobre el tema que he expuesto en este artículo, suponiendo que encuentre un editor valiente y con la parabólica mental lo suficientemente abierta. Por cierto, ¿no sabrán de un editor que quiera apostar por un libro así? Javier Fernández Aguado ha tenido a bien escribir el prólogo.

Publicado en: La crisis
Email del autor: gabriel@pangea.org

Actions: E-mail | Permalink | Comments (33) RSS comment feed |
Compártelo
Agregar 'Crisis económica y Medicina China' a Del.icio.us Agregar 'Crisis económica y Medicina China' a digg Agregar 'Crisis económica y Medicina China' a menéame Agregar 'Crisis económica y Medicina China' a Technorati Agregar 'Crisis económica y Medicina China' a Google Bookmarks Agregar 'Crisis económica y Medicina China' a Live-MSN Agregar 'Crisis económica y Medicina China' a FaceBook Agregar 'Crisis económica y Medicina China' a Twitter

Post Rating

Comments

Andrea Sydow
jueves, 03 de septiembre de 2009 10:28
impresionante
Gemma Soldevila
# Gemma Soldevila
jueves, 03 de septiembre de 2009 11:46
Muy interesante... Un tema desconocido para mi ... aunque algo relacionado con ello había tenido la oportunidad de leerlo en alguna ocasión.
Son temas que nos hacen reflexionar...y para mi eso es lo importante e interesante.
Desgraciadamente no conozco a ningún editor... pero si tengo la oportunidad mañana (en una fiesta donde seguro que hay gente que conozca a alguno)...ya te lo comunicaré... Si no fuera este el caso te deseo la mejor de las suertes!!!
Rafael Javier Rodriguez Sanchez
# Rafael Javier Rodriguez Sanchez
jueves, 03 de septiembre de 2009 12:18
Gabriel, ¿te has planteado lo de la autoedición? Bubok , por ejemplo, es una herramienta de este tipo que no se queda con los derechos de autor (según tengo entendido.

Un saludo
Sita Grau
# Sita Grau
jueves, 03 de septiembre de 2009 15:41
Muy interesante, las similitudes y conexiones de la MTC, de gran sabiduría con nuestra vida occidental y con este mandala organico.Sin tener mucho concocimiento del tema... me ha gustado mucho, he visto una relación muy clara. ESpero leer tu libro pronto!
Un abrazo
Gabriel Gutiérrez
jueves, 03 de septiembre de 2009 21:12
Saludísimos a todos y agradecido por las palabras y por los consejos editoriales. En algún momento pensé en Bubok.... y es una opción que tengo en cuenta, aunque primero intentaré las vías convencionales. Un abrazo. Gabriel
Esther Ibañez
# Esther Ibañez
jueves, 03 de septiembre de 2009 21:45
Gracias Gabriel, brillante artículo que demuestra que todo esta interrelacionado en el universo. Como si existiera un patrón base según el cual se organiza el micro y macrocosmos.
Yo conozco en profundidad la Medicina China y la relación que estableces entre el funcionamiento del cuerpo y las organizaciónes según el ciclo de los 5 elementos es asombrosa y muy real por cierto. Excelente mente creativa la tuya.
Gabriel Gutierrez
jueves, 03 de septiembre de 2009 21:53
Hola, Esther, muchas gracias.... si nos ponemos a estirar del hilo de metáforas y traslaticios veríamos que este sistema se podría aplicar a cualquier grupo humano. Incluso se me ocurre analizar una ciudad, otro ser vivo cuya dinámica puede estudiarse según las pautas de la Medicina China. Y, ya que estamos, te diré que la aplicación de la Ley de los 5 movimientos da un resultado muy interesante y sorprendente. Si aplicáramos estos principios para curar colectivos, ciudades y países, ufff, otro gallo cantaría.
Abrazos y besos.
Gabriel
Maria Oliver
# Maria Oliver
jueves, 03 de septiembre de 2009 23:14
Gracias Gabriel, me resulta fascinante lo que planteas: la aplicación de la MTC al análisis de sistemas, mejor: de conjuntos de funciones de organizaciones colectivas...(luego de sus disfunciones por colapso del canal, de un órgano, por falta de chi, exceso de yang/ying...)
a todas luces (ojalá fuese con rapidez!) la crisis empuja a abrirse de miras y explorar nuevas vías de análisis y solución! Obliga a ejercer la suspensión del (pre)juicio, abriendo la mente a nuevos caminos... Menudo explorador estás hecho...
¿qué remedio, qué terapia propone la MTC para devolver el equilibrio a un bazo-páncreas "loco"? Si tienes respuesta, a fe mía que has de encontrar editor, ni que sea cobarde!
Un abrazo
Andrea Sydow
viernes, 04 de septiembre de 2009 8:43
que cante este otro gallo!
Carlos Sánchez
# Carlos Sánchez
viernes, 04 de septiembre de 2009 11:14
Gracias Gabriel por el artículo. Me gusta tu audacia. Veo la malla que sostiene al fractal de la naturaleza, de la vida y la creación, de las relaciones humanas y sus conexiones y proyectos completamente relacionados con los campos magnéticos astrales, los vórtices energéticos del cosmos, el contrauniverso de Sheldrake, los campos de fuerzas formativas y de fuerzas morfogenéticas de Vernadsky y Lovelock. Intentar comprender cómo interactúan todas esas fuerzas para aprovecharse y protegerse me parece un acto de inteligencia y de magia -por lo que excede a nuestra comprensión y no por lo desconocido-.

Si tus investigaciones o reflexiones en este ámbito van avanzando y alcanzas nuevas conclusiones, no nos dejes almargen.

Un abrazo,
Gabriel Gutiérrez
# Gabriel Gutiérrez
viernes, 04 de septiembre de 2009 11:44
Hola, estimats....
el remedio para un bazo-páncreas alterado -sistema financiero- supondría actuar desde el elemento que lo controla (Madera), que es el que corresponde con el sistema hepático.... lo cual equivaldría a potenciar aspectos como la inventiva, la creatividad, la formación, el entusiasmo, la participación, etc. (( ¡¡¡ lo que es penoso es que ahora, escudándose en la crisis, se estén limitando los presupuestos orientados a formación cuando precisamente es lo que más se necesita para construir un futuro mejor !!! )). Por otro lado, hacer uso del sistema de los 5 elementos en entornos organizativos o sociales supondría actuar tanto desde lo visible como desde lo invisible. Dicho de otro modo, con este sistema tanto habría que actuar desde la acción concreta -potenciando la formación y el desarrollo de personas en organizaciones- como desde lo sutil -a través de actos psicomágicos, en la línea de lo apuntado por Carlos:-. Todo ello supondría comprometer a todo el sistema humano en micro-acciones coordinadas. Así, con intervenciones mínimas y poco invasivas, se pueden provocar grandes cambios sin que se tenga que hacer un esfuerzo descomunal.

seguiremos....
Un abrazo
Gabriel
Ramon Fernandez-Cid
# Ramon Fernandez-Cid
viernes, 04 de septiembre de 2009 13:56
Para mi es tan evidente que tienes razón en tus apreciaciones,y es tan natural lo que dices ,que hasta me asombro de que otros se asombren de la relación que estableces.
Practico Karate(soy 7º Dan) y Kung-fu desde hace mas de treinta años y,por eso, he estudiado la interacción de los principios de la MTC en las Artes Marciales,y por ende en la vida misma.He estado en China con mi Sifu,al cual me une una relacion de familia,y he tenido ocasión de hablar con Grandes Maestros de varios estilos,muchos de ellos,como es tradicional,grandes médicos de MTC,algo normal ya que hay una relacion indisolube entre la MTC y las Artes Marciales.
No hemos de olvidar que la Wuxing o Ley de las Cinco Fases o Cinco Elementos tiene una relacion estrecha con la representación binaria de los dos grandes principios o polaridades en los que se divide el UNO o Universo,llamados Yin y Yang.
Si tomamos para representar a cada uno de esos principios una linea discuntinua de dos trazos para Yin, y otra linea continua de un solo trazo para Yang, y establecemos que deberían representarse siempre tres trazos: el primero representa los aspectos Yin (la Tierra);la segunda linea,en el centro,representa al hombre,y la tercera linea representa los aspectos o condiciones Yang (el Cielo).El hombre es el Elemento mediador que se situa entre el Cielo y la Tierra,entre el bien y el mal,entre lo activo y lo pasivo,equilibra y personifica las dos polaridades opuestas fundamentales.
Los tres trazos nos daran un trigrama que estará formado por trazos discuntinuos para representar al Yin maximo, y por tres trazos continuos para representar al Yang maximo.La combinación de trazos continuos o discontinuos según la cantidad de Yin o Yang en cada trigrama, nos dará un total de ocho trigramas que forman los Pa Kua.
La representación grafica del flujo de Yin o Yang en un eje de abscisas y ordenadas nos dará una función sinusoidal ,en la que el Yang se representa por encima del eje de abscisas y el Yin por debajo.
Cada uno de los Pa Kua tiene un nombre y unas caracteristicas,su propio significado y su propia clave interpretativa extensible a todo lo que nos rodea,el cuerpo,el espíritu y la naturaleza.Tambien puede minimizarse hasta nuestras celulas o magnificarse hasta nuestro entorno natural y el mundo.
Cada una de las cosas de este mundo,cada una de las relaciones humanas,enfermedades,sentimientos,relaciones,etc,etc, puede ser explicada y representada por un trigrama o varios.
Tambien cada trigrama esta relacionado con un elemento o fase de los Wuxing o Ley de los cinco Elementos,y por lo tanto regulado por los ciclos de creaccion-destruccion y relacion de Sheng-Ke o produccion-dominio y Cheng-Wu o agresion e insulto.
Todos y cada uno de los aspectos de nuestra vida esta regulado por esta Ley de Wuxing,las personas,por ejemplo,se dividen en cinco tipos ,cada uno de ellos relacionado con un elemento de los Cinco.
Nuestras relaciones personales,nuestras relaciones humanas en suma,así como nuestras relaciones con nuestro entorno natural,estan reguladas por esta Ley.
La Empresa,como el conjunto de personas y relaciones interpersonales que es, no puede escapar a esta influencia.
En las Artes Marciales yo he experimentado cuan cierta es esta Ley,hoy en día nadie con información pone en cuestión la eficacia de la MTC y su particular visión energética del Mundo,así es que en la Empresa también es aplicable,solo falta que alguien establezca las relaciones y formule los procesos.
Cada proceso productivo,cada relación, tiene sus propias características que lo diferencian de los otros, y son esas características las que hacen que podamos asociarlo a un Elemento o a otro.Una vez identificado el Elemento al que pertenece, no hay nada mas que aplicarle las leyes que lo regulan,es sencillo y a la vez apasionante.
Por eso Gabriel, es apasionante tu trabajo ya que se necesita conocer ambos mundos con cierta profundidad para poder hacerlo.
Enhorabuena, y que encuentres pronto un editor,aqui tienes un comprador de tu libro.
un abrazo
Ramon
Maria Oliver
# Maria Oliver
viernes, 04 de septiembre de 2009 18:43
Ramon: gracias, mil gracias... ¿Para cuándo un artículo en que nos ofrezcas y despliegues todo ese profundo conocimiento, destilado en sabiduría?
..."Tambien cada trigrama esta relacionado con un elemento o fase de los Wuxing o Ley de los cinco Elementos,y por lo tanto regulado por los ciclos de creaccion-destruccion y relacion de Sheng-Ke o produccion-dominio y Cheng-Wu o agresion e insulto" NO PUEDES DEJARLO ASÍ!!! ES TAN FUNDAMENTAL! Quiero saber más!!!! Fértil, fascinante y preñado de posibilidades, un análisis desde esos ciclos, no?

Gabriel, lástima, sí, que el grifo presupuestario para la investigación, la innovavión se haya cerrado... Pero, como es evidente aquello de "más madera!" habrá que estar atentos a los sabios locos, no? a los outsiders... ¿cómo darles cancha?

PD Imposible no soñar con lo que sería un libro firmado por ambos dos, maestros puentes entre las dos culturas --formas de ver y sentir el cosmos... ;-))
Emma García
viernes, 04 de septiembre de 2009 19:37
Excelente conclusión Gabriel.
Creo que la medicina china es la más antigüa de la humanidad.
Todos los excesos producen desequilibrios en cualquier sistema, conocerlos es la clave para equilibrarlos. Según tengo entendido la filosofía TAO apunta a cómo la carencia o exceso de alguno de los cinco elementos en nuestro organismo afecta a los órganos vitales asociados, incluso las emociones, por ejemplo la ira perjudica al hígado. ¿Qué elemento contrarrestaría la crisis financiera? ¿Cómo potenciarlo? Estoy deseando leer tu libro, un tema enigmático y apasionante.
Saludos,
Emma Gª
Gabriel Gutiérrez
# Gabriel Gutiérrez
viernes, 04 de septiembre de 2009 21:44
Agradezco la aportación tan mimada que ha hecho Ramón. El vínculo de los 5 elementos con todos los aspectos de la vida nos llevaría a una revolución cogniiva en nuestro occidente intervenido y racionalista. Te animo a que expongas con más calma tu enfoque, tal y como dice María.
En cuanto al comentario de Emma, la crisis financiera se puede abordar como síntoma propio de bazo-páncreas (sistema financiero mundial). A partir de aquí, y como el elemento Tierra es hijo (consecuencia) del elemento Fuego (lideres, gobiernos), podríamos entender que el generador de esta crisis es el abandono del poder de lo gobiernos en manos oscuras, la corrupción y la deshonestidad. Dicho de otro modo: la crisis financiera que afecta al bazo-páncreas colectivo viene dada por una dejación del poder en manos de un mercado loco. Sin embargo, para intervenir con eficacia, habría que hacerlo desde el abuelo de bazo-páncreas, que es el elemento Madera (hígado). Es decir: innovación, cambio, formación, sueños, regeneración..... Sin embargo, como se está viendo, los recortes en formación (en las empresas) y una calidad cada vez más baja de la enseñanza, acarreará que el problema se irá complicando más y más. En donde habría que prestar más atención es en la formación mimando el sistema hepático colectivo.
Gabriel Gutiérrez
# Gabriel Gutiérrez
viernes, 04 de septiembre de 2009 21:49
ah, y se me ocurre otra cosa: estudiar los 5 elementos en las ciudades. Por ejemplo, se podría saber cuál es la problemática de una ciudad observando el ranking de enfermedades. Como expuse en el artículo, haciendo la metáfora correspondiente, podríamos saber cuál es el elemento que está descompensado en una ciudad determinada sabiendo las enfermedades que son más frecuentes. Una vez asignada la enfermedad mayoritaria en la ciudadanía a uno de los 5 elementos, podríamos captar qué tipo de actos terapéuticos podrían ser aplicados aprovechando las indicaciones de la Ley de los 5 Movimientos.
Ramon Fernandez-Cid
# Ramon Fernandez-Cid
martes, 08 de septiembre de 2009 13:32
Gracias Maria por tus palabras.
La verdad es que yo me he dedicado siempre a analizar las implicaciones que la MTC tiene en el ámbito Marcial y no se me había ocurrido llevarlo al campo empresarial.
De hecho, en el 2004(y en los años siguientes) escribí varios trabajos para el Anuario que publica la Federación Madrileña de Karate (unos 2.000 ejemplares que solo tienen distribución en su propio ámbito),aunque lo excaso de la distribución hizo que se solicitasen fotocopias de los mismos,ya que tuvo una gran repercusión en el ámbito del Karate Español por ser el primer trabajo que se publicaba sobre el tema,he intentado comprobar si había algun otro trabajo publicado sobre lo mismo y me he encontrado con que ningun otro trabajo se ha publicado en el Mundo con el análisis sobre las Bases del Estilo Shito Ryu como el que yo hice.La verdad es que descubrí por pura casualidad la relación íntima entre la Ley de los Cinco Elementos y las Bases técnicas del Estilo de Karate que practico desde hace mas de treinta años.
Mis compañeros y amigos de la Asociación Shito Ryu de Cataluña,alumnos del Maestro Yoshiho Hirota,tristemente fallecido hace unos años,y que fué un gran amigo mio,me pidieron permiso para publicar dichos articulos en su web y allí los tienen colgados ,en la direccion: http://personal2.iddeo.es/shitoryu/articulos.htm ; de todas formas esos artículos ya estan colgados tambien en paginas web de Argentina y Uruguay,así como en varias bibliotecas de libros digitales en la web.
Lo que me atrae sobremanera, es el hecho de que si cada tipo humano es posible asociarlo a uno de los cinco elementos,las relaciones interpersonales estarán,por lo tanto, reguladas o explicadas por los ciclos de creacción-destruccion y demás.
Imaginaos el juego que eso puede dar en la Empresa y en el estudio de las relaciones interpersonales en la misma.
Al final,el Feng-shui que tanto valoran ahora los arquitectos,no es mas que una aplicacion al entorno de toda esta filosofía,por lo tanto,si los arquitectos e interioristas se han dado cuenta de que funciona,como los médicos de que la acupuntura tambien funciona ¿Por que no los sicólogos (si al final todo esta regulado por la misma filosofía),o los expertos en Recursos Humanos?.
Por eso me ha gustado tanto el articulo de Gabriel,ya que abre un campo inacabable de estudio y conocimiento.Creo que con los adecuados conocimientos de ambos mundos,o la creación de un equipo multidisciplinar,sería posible elaborar modelos de comportamiento y predecir posibles conflictos.
Ramon Fernandez-Cid
# Ramon Fernandez-Cid
martes, 08 de septiembre de 2009 13:39
Al filo de lo anterior,fijaros lo fácil que sería establecer un perfil de cada persona,con sus características, y que éstas le asociaran a uno de los Cinco Elementos,y que todo ello estuviera contemplado por un programa informático que estableciera las relaciones con las otras personas de su entorno,con cuales de ellas habría mas posibilidades de colaboración,con cuales de conflicto,como superar éstos;como hacer que dos personas se complementen en su trabajo y sean mas creativas y productivas;o en el otro caso,como evitar que dos personas que son incompatibles lleguen a chocar o fastidiarse mutuamente,con la consiguiente pérdida de productividad y con el enrarecimiento del ambiente de trabajo.
Es una óptica diferente para contemplar las relaciones entre los empleados de una Empresa.
Gabriel Gutiérrez
# Gabriel Gutiérrez
miércoles, 09 de septiembre de 2009 8:15
Hola, Ramón... el tema da mucho de si. Tiene un potencial insospechado incluso para mi. Con el sistema de 5 elementos aplicado en entornos sociales y empresariales podríamos visualizar como se relaciona una persona con una empresa. De hecho, cuando estaba en los inicios, el primer toque me llegó al estudiar una empresa enferma de riñón (problema con la retención del valor y del talento). Resultó que la persona más significativa de la junta directiva en cuanto a representante de actitud bloqueante, acabó en un hospital con una piedra en el riñón justo 15 días después de darme cuenta de dicha relación. Eso fue el empezar y no parar.
Lo siguiente fue encontrarme con un empresario que tenía un proyecto en marcha. El proyecto tenía un perfil cardíaco débil... y él también. Me contó que le dio un infarto al cabo de un mes y medio de poner en marcha el proyecto.
Y te explico la última: un amigo que trabaja en artes gráficas me cuenta que al jefe del sistema administrativo-contable-financiero (sistema bazo-páncreas de la empresa) le acaban de diagnosticar un cáncer de páncreas.... justamente en la estación bazo-páncreas !!!!

Y podría contarte mucho más pero esto es lo más de lo más.....

Y me imagino que si funciona en la empresa, funciona también en la ciudad..... la ciudad y sus patologías.... hasta que punto una empresa o una ciudad (que son seres vivos) contagian sus patologías a las personas y viceversa.
No pararía, Ramón....
:-)
Andrea Sydow
miércoles, 09 de septiembre de 2009 8:56
qué fascinante lo que acabas de escribir Gabriel. Acabo de leer algo que me gustaría compartir en este foro:

El actual sistema de salud en realidad es un "sistema de enfermedad". Dentro de muy poco no podremos más darnos el lujo de tratar solo a la enfermedad y sus síntomas y de no hacerle caso a la prevención e informar a la población de cómo llevar una vida sana.

Pero observando la relación que hay entre el sistema de salud y las enfermedades concluimos que MIENTRAS MÉDICOS Y LAS CAJAS DE SEGURO HAGAN GANANCIAS CON SUS SERVICIOS TRATANDO A ENFERMEDADES EN VEZ DE HACER SUS GANANCIAS FOMENTANDO LA SALUD HABRÁ UN INTERÉS CONCIENTE O INCONCIENTE EN LA ENFERMEDAD.

Sorpresa....

Y me han dicho - no sé si es cierto - que en la antigua china a un médico se le pagaba si la familia quedaba sana. Si alguien se enfermaba lo despedían. Simpáticos los chinos de aquel entonces...
Gabriel Gutiérrez
# Gabriel Gutiérrez
miércoles, 09 de septiembre de 2009 9:30
Hola, Andrea.... ayer en El País apareció en doblé página un artículo dedicado a los pre-enfermos. No tenía desperdicio.
Gabriel Gutiérrez
# Gabriel Gutiérrez
jueves, 24 de septiembre de 2009 10:41
Cuando ya abogaba por que el asunto del cual trataba este artículo pasara a mejor vida, aparece un nuevo episodio de corrupción justo en la misma estación (la 5a. estación) que el quiebre de Lehman Brothers y la consiguiente caída en picado de todo lo demás. Como una ola, la 5a. estación (bazo-pancreas corporal >><< sistema financiero social) pone a danzar asuntos de este tipo: la sangre, la alimentación, el dinero..... Regular la sangre >< Regular el dinero..... Ya comenté que la Medicina China aplicada al management es genial.

Bueno, a lo que iba. Esta vez ha sido en España > Catalunya > Barcelona > Palau de la Música. Como si se tratara de réplicas de la debacle mayor, ahora toca experimentar el modelo de la gran estafa global en el ámbito local. Ciudadanos y, más concretamente personas que forman la base humilde del Palau, especialmente músicos y cantantes, se han pasado los últimos meses escuchando la misma cantinela: no se podían hacer giras para conciertos que tenían preparados porque la crisis y tal y tal.
Me pregunto hasta qué punto personajes como Millet, al amparo de eso que han acordado en nombrar como crisis financiera, han utilizado como argumento para recortes de sueldos y plantillas esa misma cantinela. Seguramente hay un Millet o un Madoff cerca de nosotros al cual hemos estado creyendo.
¿Será todo ello una invitación a abrir los armarios y levantar alfombras?
Andrea Sydow
jueves, 24 de septiembre de 2009 10:54
a abrir armarios y mirar adentro. a levantar alfombras y a mirar adentro! es LA oportunidad de hacerlo. si no hoy, cuando?
Gabriel Gutiérrez
# Gabriel Gutiérrez
jueves, 24 de septiembre de 2009 11:22
Si, si, entre todos.... sin embargo mi sospecha está en que el sistema de poder, para salvarse a si mismo, sacrifica a una de sus piezas para perpetuar sus privilegios. Es decir, el sistema ha decidido, para perpetuarse, "sacrificar" a Madoff y a Millet arrojándolos al foso de cocodrilos. Algo parecido ocurre en las especies animales. Lo han ilustrado muy bien Dawkins y Sheldrake. Un animal avisa al resto de compañeros de especie de que merodea un depredador peligroso para ellos. El que avisa llama la atención del depredador corriendo el riesgo de ser cazado. Se sacrifica y el resto de la horda queda a salvo.
Algo así ha ocurrido aquí. Mientras todos miramos en dirección a Millet, los otros Millets pueden seguir haciendo sus tejemanejes.
Andrea Sydow
jueves, 24 de septiembre de 2009 11:35
pues medicina china y acupuntura para todos los Millets (somos nosotros, no?)
Gabriel
# Gabriel
jueves, 24 de septiembre de 2009 11:42
si, si, va por ahí. En el tejido social, nuestra actitud puede ser el equivalente a la acción de la acupuntura..... :-)
Andrea Sydow
jueves, 24 de septiembre de 2009 12:31
es bueno saberlo y tenerlo conciente: nuestra actitud actúa sobre el tejido social
Gabriel
# Gabriel
jueves, 24 de septiembre de 2009 12:44
somos agujas de acupuntura actuando sobre el cuerpo social
Andrea Sydow
jueves, 24 de septiembre de 2009 12:55
me tienta preguntarte cómo el perdón actúa sobre el cuerpo social
Gabriel
# Gabriel
jueves, 24 de septiembre de 2009 12:58
Actúa tanto como la meditación, el agravio, el enfado, la alegría.... todo actúa. Lo global actúa sobre lo local.... y lo individual actúa sobre lo social
Free First Time Lesbian Sex Videos
sábado, 24 de abril de 2010 15:24
�� x234122 Buy amoxicillin 500mg it is best antybiotic for pneumonia and also antibiotic for bronchitis. In our pharmacy You can buy amoxicillin no prescrition.

Post Comment

Sólo pueden enviar comentarios los usuarios registrados.
Agenda

    
Temas                        
    
Autores
Alberto D. Fraile Oliver (4)
Alfredo Astort (2)
Andrea Sydow (1)
Angel Luis Alonso (48)
Aníbal Covaleda (2)
Anna Mercadé (2)
Anónimo (1)
Antonio de Miguel (1)
Arnau Rebés (1)
Arturo Escartín (1)
Axelle Vergés (2)
Betzie Jaramillo (1)
Blanca Muñoz (2)
Carles Nebgen (20)
Carlos Guerrero (2)
Carlos Sánchez (29)
Carmen Cayuela (17)
Carolina T. Godina (6)
Casimiro López (3)
Chus Santisteban (10)
Congreso de la Sociedad Civil (2)
Conxita Tarruel (2)
Cristina Andreu (3)
Cristóbal Cervantes (32)
Daniel Alarcón Zwirnmann (1)
Daniel Zaragoza (5)
Eduardo Martínez (1)
Eduardo Vidal (8)
Maria Oliver (46)
Eric Jökin (2)
Esther Ibañez (173)
Fady Bujana (2)
Felipe G. Coto (1)
Ferran Caudet (1)
Francisco Rubiales (4)
Gabriel Gutierrez (27)
Gabriela Germain (4)
Germán Pinto (7)
Gloria Rebolledo (2)
Gonzalo Aliaga (1)
Henry Fuerniss (2)
Ignacio S. León (1)
Ignasi Alcalde (2)
Jaime Izquierdo (1)
Javier Monserrat (4)
Javier Arias (5)
Javier Cejudo (1)
Javier Segura (1)
Joan Martí (6)
Joaquim Braulio (3)
Jordi Pigem (6)
Jorge Arráez (2)
Jorge Ramos (8)
José María Hernández (29)
José Carlos García Fajardo (1)
Josep Crusellas (1)
Josep Puig (1)
Juan Carlos Ferrando (4)
Juan Trigo (34)
Julian Prieto (1)
Kico (5)
Koldo Aldai (29)
Lali Valls (6)
Mª Dolors Oller (3)
Manuel Ángel García (1)
M.Vilaseca (2)
Manuel Delgado Ruiz (1)
Miguel Á. Ortega (5)
María Rodríguez (2)
Mario Conde (1)
Marisol Ramoneda (1)
Rafael J. Rodriguez Sanchez (2)
Mesas de Covergencia ciudadana (1)
Miguel A. Delgado Gonzalo (3)
Miguel Angel Múgica (3)
Miguel Haag (2)
Nacho Rivera (25)
Oliver Style (1)
Pere Feliu (6)
Gabriel Fernandez (12)
Principia Marsupia (10)
Rafael Cobo (1)
Sagrario Alia (1)
Sagrario Arana (25)
Santiago Salcedo (2)
Santiago Villar (36)
Sebastian Corradini (1)
Sergio González (18)
Toni Pons (4)
Vicenç Fulcarà (2)
Jose Luis Montes (2)
Walter Trujillo (3)
Xavi Martín (59)
Yago Sobrevías (1)
    
Fechas